Poesía del momento, Nº 203  b

Año 17

Segunda de junio de 2013

 

Poemas de amor,

de soledad, de esperanza

 

(Para información sobre el autor, click aquí    

(El poder de las ideas)


El libro quiero ser que tu mirada
recorre línea a línea, ensimismada,
y al que dedica su atención entera.

El libro que te absorbe, penetrando
los estratos del alma, y transformando
cada rígida arista en blanda cera.

El libro que acaricias, y devuelve
tu leve roce en cúmulo de ideas;
ese libro que tanto saboreas,
y al que el alma, si ausente, siempre vuelve.

Brevería Nº 2893

 

 

Breverías


2961
Se nos dio, para bien o para mal,
el don de hablar; por él el ser humano
caballero será o será villano,
pues la palabra es beso y es puñal.

En suavidad de céfiro acaricia,
y a martillazos de baldón maltrata.
El lenguaje a cada uno lo retrata
como cordialidad, como malicia.

2962
Hijo no de la acción, mas de la idea,
que en alas de palabra me transporta.
Es ésta que tu oído martillea,
mas sólo tibia imagen de mí aporta.

Deberás remontarte hasta la fuente,
o no me habrás de conocer a fondo.
Estoy dentro de mí, y a ti adyacente;
convérsame en silencio y te respondo.

2963
Cuanto piensas ha sido ya pensado
en otros tiempos y por tantas mentes;
a ti toca imprimir tu propio sello

sobre el viejo patrón que has heredado,
o asignarle facetas diferentes
que lo hagan más auténtico y más bello.

Nada es estrictamente original;
pero el vestuario lo hace individual.

2964
Es buena, mas dispar, tu compañía;
la palabra y la idea
requieren equilibrio y conexión.

Es la primera cáscara vacía,
reivindicando mágica tarea
de vestimenta y ornamentación.

Por sí misma no es nada;
lo será todo en la liberación
de la idea, en la mente emparedada.

2965
Envuélvate el silencio si el mensaje
que intentas transmitir no tiene peso.
Estarías alzando el andamiaje
negando al edificio su proceso.

La palabra vacía, o aún ligera,
no merece nacer, debe abortarse.
Cuando en desconexión de dentro afuera,
lo mejor es callarse.
(Indice)

 

Diccionetos     (Nº  28)


Sonetos sobre palabras o temas
hallados al azar en el diccionario.

 

3274 - Pedestal

Estatua viva soy, que no requiere
ser erigida al centro de una plaza
al nivel de los dioses; quien me abraza
que a su propia altitud me considere.

De estirpe humana, a mi perfil se adhiere
cada lacra, pasión, bondad, que enlaza
a todo componente de esta raza
en que cada uno actúa como quiere.

Porque somos iguales y distintos,
mas todos con idénticos instintos,
con los pies en la tierra me prefiero.

Quedemos ambos a la misma altura;
la mirada que al beso se apresura,
horizontal será…, como te quiero.

Los Angeles, 6 junio de 2013

(Indice)

 

3275 - Pedante

Si hablaras en cristal, en transparencia,
tal vez no fuera insulto tu lenguaje;
necesitas un nuevo aprendizaje
de ideas, de palabras, de inocencia.

La razón y el candor son exigencia
del buen hablar, intrínseco equipaje
de quien piensa y dialoga, no ya el traje
raído y gris con que orlas tu presencia.

Van tu mente y dicción en sincronía,
mas opuestas a la íntima armonía
de quien se rige por la sensatez.

Y te percibo por el necio que eres:
Persona con magníficos poderes
para ejercer su propia estupidez.

Los Angeles, 6 junio de 2013

(Indice)

 

3276 - Paz

Busca el alma la paz, mas la ensordece,
en redoble tenaz, tambor de guerra.
A su precaria soledad se aferra,
mas el ramo de olivo no aparece.

Se ahuyentó la paloma. Recrudece
sus asedios la duda, y por la tierra
del corazón su cabalgata aterra
fe y esperanza. El alma languidece.

Si en la severidad de tal conflicto
no se avizora justo veredicto,
más que seguir la lucha, hay que adaptarse.

La sangre ha de correr, también el llanto,
que la paz no se obtiene sin quebranto,
y vale más penumbra que apagarse.

Los Angeles, 6 junio de 2013

(Indice)

 

3277 - Patriotero

Hijo de la ignorancia, tu alegato
ni expone, ni convence, ni revela;
has escrito en tu mente una novela
cuya idea central es tu retrato.

Tu país no merece desacato,
mas por el oropel y lentejuela
con que lo adornas, lo haces bagatela,
repelente al cerebro más sensato.

Mira hacia atrás con seriedad, aprende
la verdadera historia, que trasciende
leyendas, fábulas, y falso orgullo.

Quien, como tú, se aferra a necedades,
ignora o no comprende las verdades,
ni distingue susurro de barullo.

Los Angeles, 6 junio de 2013

(Indice)

 

3278 - Pasividad

No produces, consumes energía,
parásito social que no coopera;
y al vivir hacia dentro, a tu manera,
encadena tus sueños la apatía.

En el amor, te dejas; travesía
que no sabes andar, o degenera
en táctica inexperta, chapucera,
para quien algo más se prometía.

No sé si ineficacia o indolencia
es tu atributo primordial, herencia
que sólo tú a ti mismo te has legado.

Eres, tal vez, persona del mañana,
contemplando, asomado a la ventana,
el día que jamás habrá llegado.

Los Angeles, 6 junio de 2013

(Indice)

 

3279 - Pasadizo

Para llegar a ti no hubo avenidas,
sino calles inciertas, tortuosas.
Fueron jornadas largas, afanosas,
pero arribé, sangrantes mis heridas.

Ya sobre ti, quedáronse dormidas,
y hoy recorro otras rutas sinuosas,
que me incitan, eléctricas, sedosas,
a prolongar mis idas y venidas.

Ni requiero ni acepto pasadizo
para menguar mi andanza, que es mi hechizo
sondear cada paso, cada zona.

En lentitud y accesos me recreo;
nadie ofrezca abreviar cada rodeo
que este vivo paisaje me ocasiona.

Los Angeles, 6 junio de 2013

(Indice)

 

3280 - Partida

Hay muerte en cada adiós definitivo,
cerrojo inevitable de esa puerta
que a promesa y canción estuvo abierta,
mas que hoy torna a un amante en fugitivo;

y al otro amante, sin hogar, cautivo
de un cierto amor que a articular no acierta,
pues una de sus vidas lo deserta,
y aun respirando, no se piensa vivo.

Morimos cada día, pero a veces,
tras apurar la copa hasta las heces,
la muerte que nos llega es más feroz.

Poco a poco quizá resucitamos,
mas rara vez, resueltos, enterramos
plenamente sus gestos y su voz.

Los Angeles, 8 junio de 2013

(Indice)

 

3281 - Participar

Participa, mujer, que dialogamos,
si no ya de palabra, en movimiento;
si llama el sueño, duerma el pensamiento,
que hoy por las rutas de la acción vagamos.

Aportar kilos recibiendo gramos
desnivela cualquier acoplamiento;
dos cuerpos somos, y éste es el momento;
sin mutuo impulso lo trivializamos.

No he venido al monólogo, he venido
para escuchar la voz de tu libido
enredándose impúdica a la mía;

a percibir tu vértigo desnudo,
girando en torno al mío, atando un nudo,
mas no en pasividad, en armonía.

Los Angeles, 8 junio de 2013

(Indice)

 

Último poemario de Francisco Alvarez Hidalgo, 

disponible en España desde mayo 2006, 

y en América a partir de primeros de junio 2006.

Más información en el siguiente enlace:

http://poesiadelmomento.com/voces/vocesalviento.html

 

 

El correo frankalva@earthlink.net

está cerrado. Por favor dirigirse a:

franciscoalvarezhidalgo@gmail.com

La familia de Francisco te responderá agradecida.

Envía esta página a esas personas
tan especiales en tu vida...
Tu Nombre:
Tu Correo:
Su Nombre:
Su Correo:
Para múltiples envíos, presionar en

Mensaje que deseas enviarle:

Te invito a conocer toda mi producción:

 

 

Si el "banner" anterior no se abriera

Haz "click" en este Enlace

Copyright/Derechos de autor