Poesía del momento, Nº 182 b

Segunda de septiembre de 2011


Poemas de amor,

de soledad, de esperanza

      

    

(Para información sobre el autor, click en su nombre)    


Tan lejos y tan cerca…, o tan cerca y tan lejos,
si pétalos en mano, punto en noche estrellada;
así estás, asomándote a todos mis espejos,
y a la vez tan ausente que no me queda nada.

Brevería Nº 2041

 

 

 

Breverías

   
2541
Ahí las cosas están, en permanente
proyección de perfiles sombreados.
Cada sombra una muda voz yacente,
a la espera de oídos y teclados.

Yo las invito a resurgir, y al grito,
al diálogo, al susurro, en mis poemas,
y su mensaje de aire dejo escrito.
Ellas y yo. Mi inspiración. Mis temas.

2542
Me robaréis los versos, incapaces
de alzar los vuestros a mediana altura.
Hoy tal vez pertenezca a aves rapaces,
a la mediocridad, a la impostura,
pero mañana embozos y disfraces
caerán, mostrando cada real figura.
El presente no es árbitro seguro;
mas hay un juez auténtico: El futuro.

2543
Te he visto, y admirado, en las reuniones,
inflamando el ambiente tu sonrisa.
Y en la calle, encendiendo los balcones
al revuelo en tu falda de la brisa.

Mas nunca tan gentil o seductora
como en la intimidad, toda alborozo,
en ese punto en que la acción explora
la zona entre la euforia y el sollozo.

2544
Te miro, y eres trueno y armonía
desde la púrpura a la desnudez;
pero te veo nueva cada día,
como si fuera por primera vez.

2545
Me he equivocado mucho, porque tengo,
como madre feraz, la fantasía,
que caza estrellas y procrea errores.

Pero no lo lamento. Voy y vengo
del brazo del ensueño y la utopía,
y si les falta, invento sus colores.


(Indice)

Poemas

   
2714 - Sigo tu rastro

Sigo tu rastro, sin saber a dónde
me ha de llevar. La meta no me importa.
El seguimiento es todo, y me conforta
aun sin llegar a ti. Te corresponde

decidir a ti misma quién te ronde,
a quién besar, y cuándo, o qué te aporta
qué presencia, ya frívola, ya absorta,
que en los recodos de tu afán se esconde.

Yo camino, si no en tu compañía,
sí al menos en furtiva cercanía,
en respeto de tu privacidad.

Si me ves, pensarás que voy de amigo,
aunque soy tanto más; y no te hostigo,
ni diré, aunque me abrasa, la verdad.

Los Angeles, 13 de septiembre de 2011

(Indice)


   
2715 - Lejos (I)

Lejos es maldición, agrietamiento,
tener y no tener, desesperanza,
futuro en sistemática tardanza
que parece olvidar el movimiento.

Hoja seca meciéndose en el viento
con rostro de promesa, en lontananza,
siempre en el horizonte, y que no avanza
de cara a nuestro propio emplazamiento.

Es siempre más allá, en tiempo y espacio,
fabuloso arquitecto de palacio
cuyo esplendor jamás habitaremos.

Pura utopía, sueño combustible
que, al incendiarse, tórnase imposible.
Absurda fe, creer lo que no vemos.

Los Angeles, 13 de septiembre de 2011

(Indice)


   
2716 - Lejos (II)

Lejos, en ocasiones, se aproxima
con su doble perfil, Jano bifronte,
jinete en nube, desde el horizonte,
rompiendo en lluvia de oro que nos mima,

o en roca adversa que cayendo encima,
nos tritura los sueños. Quien confronte
a pie firme tal golpe, aunque remonte,
no volverá a escalar la misma cima.

Fe y esperanza impelen a la altura,
mas su promesa azul se desfigura
entre las sombras de la realidad.

Y se mira, nostálgico, a lo lejos
como utopía irrealizable, espejos
cuya vida no es vida de verdad.

Los Angeles, 14 de septiembre de 2011

(Indice)


   
2717 - Cerca (I)

Cerca es calor y júbilo de amante
que vierte incongruencias al oído
en febril arrebato, poseído
por la lúbrica magia del instante.

No es la proximidad aval constante
de permanencia, de orden protegido.
Puede el murmullo de hoy ser el crujido
transformador de firme en trashumante.

Primos carnales son cerca y momento,
y en su inmediato y fiero acoplamiento
radica el triunfo, nunca permanente.

Serán las rosas que al pasar se cortan,
si efímera belleza, nos aportan
si no toda la dicha, un componente.

Los Angeles, 14 de septiembre de 2011

(Indice)


   
2718 - Cerca (II)

La belleza es más cierta si asequible,
más genuina en la palma de la mano
que en entorno enigmático, lejano,
más fascinante en cuanto perceptible.

Si no está aquí, a mi lado, en su apacible
o impulsiva verdad de primer plano,
será mudo flautín, manco piano,
Venus en desnudez, mas invisible.

No me sirve la flor de tu belleza
si con ella tan sólo se tropieza
vago perfil al fondo de la mente.

¿La belleza interior? Sí, la deseo.
Pero es una mitad. Yo clamoreo
por la unidad completa, aquí yacente.

Los Angeles, 15 de septiembre de 2011

(Indice)


   
2719 - Cerca (III)

No quiero amores de palabra escrita,
son manjares al óleo, bodegones,
tablas de Flandes, cuyas dos opciones
son vianda a contemplar, tan exquisita,

y hambre que tal visión nos precipita.
Sufrimiento de Tántalo en regiones
de otras zonas del cuerpo en irrupciones
sobre una sombra, en soledad maldita.

Aquí, de voz, conversación vibrante,
sonora y cara a cara, que distante
ni el ojo ve ni logra hablar la mano.

Cerraré esta electrónica ventana
abierta a campo de esperanza vana,
y otra abriré de más calor humano.

Los Angeles, 15 de septiembre de 2011

(Indice)


   
2720 - Sombra

Alárgate hacia mí, sombra desnuda
de percepción, relieve, iniciativa,
que sólo puedes conceptuarte viva
anclada a otro organismo, y con su ayuda.

Ni hablarme puedes, tu palabra, muda;
ni eres capaz de acción, ciega y pasiva;
tan discreta, tan grave, tan furtiva,
fluctuando entre enfática y menuda.

Te convoco, no obstante, a mis umbrales,
no ya por ti o tus rasgos marginales,
mas por la vertical de que procedes.

Al ver tu infiltración bajo mi puerta,
sabré que al otro lado hay una oferta
capaz de estremecer estas paredes.

Los Angeles, 16 de septiembre de 2011

(Indice)


   
2721 - A su manera

Se hizo la luz, y no era la mañana.
De noche en derredor, pero radiante.
Cada retina mágico diamante
que mis propias retinas engalana.

Yo no era más que extática ventana,
penetrado hasta el fondo, instante a instante,
sin sombras que ocultar, equidistante
de arcángel místico y pasión pagana.

Me dejaba invadir. Tan insistente
e incisiva mirada, que la mente
fuera incapaz de establecer frontera.

Quedóme el alma inmóvil, campo abierto,
mi carácter, mi vida, al descubierto,
y se hizo todo, todo, a su manera.

Los Angeles, 17 de septiembre de 2011

(Indice)


 

Último poemario de Francisco Alvarez Hidalgo, 

disponible en España desde mayo 2006, 

y en América a partir de primeros de junio 2006.

Más información en el siguiente enlace:

http://poesiadelmomento.com/voces/vocesalviento.html

 

 

El correo frankalva@earthlink.net

está cerrado. Por favor dirigirse a:

franciscoalvarezhidalgo@gmail.com

La familia de Francisco te responderá agradecida.

Envía esta página a esas personas
tan especiales en tu vida...
Tu Nombre:
Tu Correo:
Su Nombre:
Su Correo:
Para múltiples envíos, presionar en

Mensaje que deseas enviarle:

Te invito a conocer toda mi producción:

 

 

Si el "banner" anterior no se abriera

Haz "click" en este Enlace

Copyright/Derechos de autor